¡QUE CONSTE,…SON REFLEXIONES!

¡QUE CONSTE,…SON REFLEXIONES!

Sócrates A. Campos Lemus
¡Que Conste,… ¡Son Reflexiones!
05-03-2018

Claro en vez de valorar que la UNAM es la mejor institución académica de América Latina nos enfocamos a discutir sobre la venta de drogas de unos malandrines a chavos viciosos, y nos distraen la atención para no buscar la mejor manera de aumentar los fondos para la educación pública y laica, al igual que en las normales y en el Instituto Politécnico Nacional dejando a un lado a los grupos tradicionales del control político y académico que son los que se pasan el poder de unos a otros sin preocuparse por mejorar la investigación y la excelencia académica. Claro, de lo que se trata, desde el 68, es de fortalecer a las universidades privadas y confesionales, y ahora mucho más, desde que los egresados de ellas con esa visión tecnocrática y privatizadora le han puesto en la madre al país desde que detentan y nos chingan con el poder político para favorecer a los grupos del poder económico del cual, ellos, los niños bien, formados en las escuelas privadas y confesionales y rematando su formación en los Estados Unidos, detentan el poder, y por esa razón, cuando se busque el origen de la crisis que ahora vive el PRI y el PAN, deben buscar el origen en esa deformación política e ideológica que ha sufrido el país…

Las clases sociales poderosas que controlan el poder imponen la ideología a los demás, su ideología, su forma de ver el mundo y la vida, y son los que sostienen que los mexicanos somos flojos, pero no ven que ellos en sus empresas y comercios no pagan bien y explotan y ganan, gracias a eso, y que si fuéramos flojos no se podría tener el país que ellos han destruido y vendido a precios de remate, ellos, jamás se hubieran enriquecido de la forma en que lo han logrado gracias a las relaciones o al control de sus empleados y familiares en el manejo del poder político que les ha permitido utilizar esas relaciones para los contratos, ventas de servicios y demás, usando los bienes públicos y los recursos fiscales para que puedan hacer sus negocios privados, de tal suerte que los hombres más ricos de México han sido los más grandes beneficiarios de las concesiones que les otorga el gobierno en todos los campos productivos, de tal suerte que los mexicanos hemos construido con nuestro sudor y nuestros recursos la infraestructura nacional en caminos, redes de comunicación, telefonía, luz, energía, habitación, minería etc. y los gobernícolas, llegan con sus gentes a apoderarse del poder y de ahí determinan privatizar a su favor, no al favor de los mexicanos, todas nuestra riquezas y fondos financieros, de tal suerte que llegan al cinismo de SALVAR A BANCOS Y BANQUEROS y someter a la esclavitud y la explotación y miseria a los mexicanos…pues, bonitas cuentas.

Así, el país, por medio de las aportaciones del infeliciaje nacional sostienen la educación pública y forma a miles y miles de jóvenes para el campo productivo, del pensamiento, de la creatividad, del emprendimiento, de la investigación, y nos cuesta a los mexicanos, y esos son los que forman la base de la producción nacional, y los empresarios y ricachones no apoyan a esas universidades, sino que ellos crean las suyas con un criterio confesional y reaccionario para la formación de sus cuadros y sus hijos, y por medio de ellos, aunque no cuenten con la formación y capacitación pero cuentan con los recursos económicos y las relaciones públicas y privadas, son los que operan las empresas, comercios y gobierno, y ellos ordenan y controlan para que respondan las acciones a la protección de sus intereses de clase y no a los intereses de los mexicanos, y así, ellos, imponen que no se contrate a los profesionistas que tengan más de cuarenta años para no generar  derechos laborales y solamente ocupan a los que son dóciles o tienen tanta necesidad que prefieren ser explotados que arriesgarse a defender sus derechos, y así, además, con esta política han tenido que emigrar del país más de un millón doscientos mil profesionistas que nos constaron en su formación para ir a trabajar a los Estados Unidos de meseros, albañiles o jardineros… y este es uno de los mayores crímenes que realizan esos políticos privatizadores, cuando  niegan, al vender nuestros recursos, la posibilidad de empleos para ellos y los mexicanos…

Por ello rendimos un emocionado reconocimiento a la niña chiapaneca, de ocho años, Xóchitl Guadalupe Cruz López por ser la “primera niña en todo México que recibe el Reconocimiento ICN a la mujer, que otorga el Instituto de Ciencia Nuclear de la UNAM , por demostrar aptitudes sobresalientes para el trabajo de divulgación científica”

Y al primer indígena zapoteca egresado de la UNAM que llegó al MIT, Instituto Tecnológico de Massachusetts, que logrará alcanzar el grado de doctorado en el mes de mayo. El huarachudo, que llegó de La mina, Tuxtepec, Oaxaca, mostrando que su hambre era más de conocimientos que de comida, de la cual careció toda su vida, mostró que se puede alcanzar por medio de las instituciones públicas y laicas una adecuada formación, luchando en contra de la marginación, de la discriminación, la pobreza, la burla, y llegar a las cumbres del conocimiento, declarando que, terminando, retornará a la UNAM para dar clases, y después, piensa llegar a Corea, para nuevos estudios. Por ello, cuando mi hija Tania alcanzó el grado de doctor en etnología de la Escuela de Antropología e Historia, en la UNAM, con mención honorífica, y al preguntarle sobre su experiencia, me dijo con toda franqueza: “Papá, todo esto me demuestra que si no tienes un sentido social en tu vida, lo doctor, no te quita lo pendejo”, y es lo que sucede a muchos doctorados que presumen sus conocimientos pero son insensibles a los acontecimientos nacionales y a los reclamos sociales y solamente tienen, como preocupación, defender los intereses de su grupo social que se dedica, lo decimos hasta el cansancio, a utilizar los bienes y recursos públicos para fomentar el negocio privado de unos cuántos… y así, vemos, cómo desgarran y venden al país..

Esta entrada fue publicada en Columnas, Educación y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *